Con o sin Pelos

Regresar
febrero, 12 del 2016

 

Cada vez, más mujeres prefieren a sus hombres sin depilar. ¿Cómo lo quieres tú?



Para todos hay. Si pensamos en depilación masculina, probablemente se nos venga a la mente la divertida escena de  Steve Carell  en ‘Virgen a los 40’. En nuestro país, el pecho y la espalda son las zonas de mayor demanda. Después vienen las axilas, la ingle, los glúteos y, en último lugar, el depilado brasileño.



Descubre ELLOS&ELLAS en:    INSTAGRAM◄   ►FACEBOOK◄     ►TWITTER



El fenómeno de la depilación masculina no lleva más de diez años como tendencia. Durante ese tiempo, una de las marcas de rasuradoras más conocidas del mercado descubrió que el 80% de los varones usaban una máquina distinta para afeitarse la cara y otra para el resto del cuerpo. A consecuencia de ello, se crearon nuevos modelos de máquinas rasuradoras, como las diseñadas para eliminar los vellos de la espalda.

Es entonces que aparece el ‘manscaping’, término que surge tras la unión de las palabras man (hombre) y landscape (paisaje), y que no necesariamente hace referencia al hábito de depilarse, sino a dar forma a los vellos corporales con cierta búsqueda estética.  

Sabemos que la depilación genital es totalmente normal en las mujeres, pero lo novedoso es que ahora también es más frecuente en los varones. Para ellos, una de las principales influencias viene de la industria pornográfica, donde los cuerpos que aparecen no tienen ni un rastro de vellos.

Según el departamento de depilación de  ‘Montalvo Spa’, los peruanos acuden a depilarse el cuerpo desde hace solo nueve años. El pecho y la espalda son las zonas de mayor demanda. Después vienen las axilas, ingles, los glúteos y, en último lugar, el depilado brasileño. Los expertos cuentan que, estas tres últimas zonas, son las preferidas del público homosexual, y que la mayoría de personajes públicos que van en busca de este servicio, lo hacen obligados por los programas televisivos en los que trabajan. 


Cristiano Ronaldo totalmente depilado y Alec Baldwin con su pecho peludo.

Pero no a todas las mujeres les gustan los lampiños. Para algunas chicas no hay nada más erótico que ver esos pelitos que se asoman por el cuello de la camisa. A continuación,  unas cuantas razones por las cuales algunas féminas hoy comentan, parafraseando un antiguo dicho: “el hombre es como el oso, cuando más velludo, más hermoso”.


1.-  Porque cuando eran niñas, los galanes de televisión poseían gran cantidad de pelos. Ahora, asocian la abundancia de vellos con niveles de testosterona desbordantes.

2.-  Porque odian estar en la cama con un hombre tan depilado que cuando le rozan las piernas, no saben si se están tocando a ellas mismas.

3.-  Porque les fascina recostarse en esa mullida almohada, que resulta un pecho velludo. Las hace sentir más seguras.

Preguntamos a Jessica Newton, experta en belleza, sobre sus preferencias en este tema. Ella nos respondió que el atractivo de los hombres no radica en si son velludos o no y que, en todo caso, estos son libres de depilarse hasta donde se sientan cómodos.

Sobre su gusto personal, Jessica considera que a los hombres depilados se les ve muy bien,  pues es “una tendencia que va de la mano con el cuidado del cuerpo”.  

Así que todo vale, pero es importante tomar en consideración lo que le gusta a tu pareja. Con o sin pelos, ella es la que te amará.


El  ‘manscaping’ es un término creado a raíz de la depilación masculina. Se refiere a dar forma a los vellos corporales.



Comentarios