Joanna Boloña: La Chica de la Selección

Regresar
Octubre, 16 del 2012

 

Camino al Mundial de Brasil 2014, la conductora deportiva se alista para sudar la camiseta, luego de ser nombrada reportera oficial de la selección peruana.


Dos años después de haberse iniciado en la conducción con el programa deportivo ‘Entre Titulares’, el canal de cable CMD consideró que el espacio había cumplido su ciclo. Mientras escuchaba nuevas ofertas, Joanna Boloña seguía conectada al mundo del deporte, y no dudó en asumir la misión encomendada por la Federación Peruana de Fútbol.  


Tras ganar cuatro puntos en los últimos partidos, el equipo apostó por una nueva alternativa para revivir la fe del hincha peruano más allá de la cancha. La estrategia fue hacer que esta rubia de 26 años se ponga la rojiblanca como primera reportera oficial de la selección, para informar a través de una web oficial a punto de relanzarse.


Horas después de regresar de Cusco –donde grabó las crónicas del entrenamiento antes del partido en La Paz–, Joanna está lista para hacerle frente a nuestro lente, como arquera ante penal.


–¿No hubieras esperado seguir haciendo televisión?

–De hecho es un tema que tengo pendiente, pero este proyecto me parece ambicioso. Chévere si solo hubiera sido reportera de la selección, pero a eso se suma la hazaña de ser productora de esta página web. Estamos intentando que sea interactiva, para que el hincha esté informado. Pero también habrá sorteos y concursos, para que los ganadores se lleven camisetas o puedan viajar en el avión de la selección. Son cosas que a mí me gustaría ganar, porque ante todo me siento hincha.


–¿A pesar de los resultados?

–Por supuesto, yo sé que vamos a ir al Mundial.


–¿Es matemáticamente posible que le traigas suerte al equipo?

–¡Por favor, yo soy el amuleto!


–¿Te consideras la novia de la selección? 

–No en el plan de Larissa Riquelme, pero soy la chica que los apoya incondicionalmente. Hasta he preparado videos motivacionales del entrenamiento en Cusco. 


–¿Reconoces que han pensado en ti (y no en, por ejemplo, Philip Butters) para este trabajo por ser una chica guapa?

–Bueno, si Philip fuera reportero oficial parecería ‘Durmiendo con el enemigo’… Pero creo que una mujer tiene más onda, y es lo que quieren los hombres.


–¿Aceptas que el fútbol es machista?

–Es recontra, pero recontra machista. Creo que un buen modo de romper ese machismo es contratar a una chica para cubrir estas notas. Claro que una mujer llama la atención del hincha, es parte del negocio, pero no creo que  haya sido fácil contratar a una mujer para que opine sobre fútbol.


–¿Siempre te gustó este deporte?

–Era loquita de los mundiales, cada cuatro años mi vida se paralizaba. Y a veces alentaba al equipo del enamorado con el que estaba entonces.


–¿Hasta ahora cambias de camiseta con cada nuevo enamorado?

–No, ahora tengo personalidad (risas). Y el fútbol se volvió más importante desde que empecé a cubrirlo para ‘Entre Titulares’.


–¿Estás de novia ahora?

–Estoy enamorada...


–¿No se pone celoso de los peloteros?

–¡No, pues! Si se pone celoso, no pasa nada. Los celos son para los inseguros.


–Pero es sabido que la selección ha convocado a varios jugadorazos.

–No puedo afirmar eso, ¡y menos ahora que chambeo con ellos!


–¿Acaso no te piropean?

–O sea, ver a una chica suelta en la Videna de hecho llama la atención, sobre todo si solo hay hombres entrenando. Pero ellos ya me conocen por ‘Entre Titulares’, había entrevistado a varios de ellos y algunos habían sido invitados al programa. 


–No deja de ser un trabajo difícil.

–Lo último que quieren es dar una entrevista luego de entrenar, pero saben que es una chamba que debemos hacer en conjunto. Por el bien de la camiseta. 

“Yo tengo las ‘boloñas’ bien puestas”, bromea Joanna, en alusión a la frase que se hizo popular cuando su padre, el ex ministro Carlos Boloña, fue candidato en las elecciones presidenciales del año 2000. Entonces la menor de cuatro hermanas tenía 14 años, estudiaba en el Villa María y soñaba con ser modelo. “Las pasarelas quedaron atrás, cuando pesaba 40 kilos menos y  apenas conocí ese mundo me di cuenta de que no era lo mío”, recuerda.

La influencia paterna la llevó a estudiar Administración en la UPC, carrera que le permitió formar su empresa ‘Andina Lácteos’, que se inició como un proyecto universitario y hoy es proveedora de hoteles y restaurantes. Pero la televisión era lo suyo y, en plena fiebre de Sudáfrica 2012, se inscribió a un concurso para ser reportera. No ganó, pero la oferta de CMD no tardó en llegar.

“¡Cómo una periodista deportiva no iba a hacer deportes!”, cuestiona hoy quien durante sus años de villamariana le huyó a la educación física. Por ello se inscribió a clases de tenis (el diario ‘Depor’ la bautizó como la ‘Cholapova’) y ha practicado automovilismo… aunque, valgan verdades, todavía no aprende a estacionarse en paralelo. Aunque critica su impulsividad, esta le ha permitido ir detrás de lo que busca.


–¿Qué ventajas te ha traído aprender sobre deportes?

–‘Entre Titulares’ me permitió volverme más chacotera y me hizo liberarme de algunos prejuicios. Creo que ahora tengo mucho más esquina que cuando estaba en el cole.


–Pero sigues teniendo pinta de engreída.

–Ya me habían dicho eso, debe ser que soy la menor y la más extrovertida. Aún vivo con mis papás y respeto sus reglas, aunque me gusta hacer las cosas a mi modo.      


–¿Y cómo te ha apoyado tu familia en este nuevo reto?

–Valoran cada reto que asumo, pero no les encanta. Creen que estar en la televisión equivale a ser de la farándula, pero yo no pertenezco a ese mundo.


–¿Ser hija de Carlos Boloña te ha cerrado puertas?

–Creo que somos figuras independientes, no me ha afectado que él haya estado metido en política.


–¿Cómo lo apoyaste durante los escándalos en los que se vio envuelto?

–Estando ahí y formando parte de una familia unida. Como hija no se puede juzgar a un padre. 


–¿Crees que has encontrado tu línea en televisión?

–Creo que no, ¿sabes? Si bien ‘Entre Titulares’ era un programa deportivo, también era de entretenimiento, y eso es algo que me gusta. Me veo haciendo otro tipo de programas también, más allá del deporte. La televisión llegó a mi vida y me encantó, quiero seguir en ella. Recuerdo que, cuando estudiaba Administración, mis amigos me decían: “Tú deberías estar en la tele”. Yo respondía que no, pero dentro de mí decía: “¡Mato por estar ahí!”.


–¿Ya has recibido otras propuestas para seguir en la televisión?

–Estamos viendo, pero como reportera oficial de la selección peruana me encuentro en concentración. ¡Ya me siento un jugador más!


–¿Quién es el jugador peruano que más admiras?

–¡Son varios! Si es por logros, Claudio Pizarro. Por historia, el ‘Nene’ Cubillas. Ahora, si es por la magia que transmiten, empatan Cueto y Sotil.


–¿Y tu jugador favorito?

–Lionel Messi.


–¿Quién es el futbolista más atractivo de toda la FIFA?

–Con el permiso de los hinchas del Barza, para mí es Sergio Ramos.


–¿Es difícil entrevistar a un futbolista?

Es difícil, pero mucho más entrevistar a un futbolista peruano. ¡Eso sí es un arte!


–¿Tienes algún engreído dentro de la selección peruana?

–Quizá la ‘Culebra’, André Carrillo. Siempre me han cochineado con él, porque somos bien patas. Desde que me inicié como reportera, siempre me ha dado entrevistas.


–¿De qué otro equipo te declaras hincha?

–Del Barza. 


–¿Con qué partido has llorado a lágrima viva?

–Pude ir a la final de la Champions, cuando el Barza le ganó 3 a 1 al Manchester United. ¡Y con dos golazos de Messi!


–¿Qué gol te ha dejado afónica?

–El Hat Trick de Paolo Guerrero en la Copa América, cuando la selección jugó contra Venezuela.


–De ser convocada a la selección, ¿en qué posición jugarías?

–Sería delantera, ¡de ley! Quisiera ser la bendita 9 y meter todos los goles. Esa sensación debe ser increíble.


–Si fueras Directora Técnica, ¿practicarías alguna cábala antes de que tu equipo salga a matar? 

–Les pasaría videos motivacionales, igual que Pep Guardiola. ¡Amo a ese hombre!


–Según tu bola de cristal, ¿cuáles serán los marcadores en los partidos contra Bolivia y Paraguay?

–Creo que empatamos en La Paz y ganamos en Asunción. Pero de que traemos a casa los 4 puntos, ¡sí o sí!


Comentarios