Miguel Iza

Regresar
Abril, 03 del 2013

 

" Me case a los 20 años ".

El actor y director, quien interpreta a un doctor en la recién estrenada película ‘El Limpiador’, se define bipolar, habla de los desaciertos de su vida y explica cómo dejó de fumar.


‘EL LIMPIADOR’. Esta película dirigida por Adrián Saba gira alrededor de una epidemia mortal que azota a los limeños. Actuar en este filme fue una gran experiencia, tanto a nivel humano como profesional (recuerden que esta producción se ha paseado por varios festivales internacionales).  ¿ACTUAR O DIRIGIR? Hay menos oportunidades para dirigir que para actuar, las salas casi siempre están llenas de proyectos con directores increíbles. Por eso estoy más en escena que detrás de ella. Pero, la verdad, siempre espero ansioso la siguiente oportunidad de poder dirigir una nueva película. ACIERTOS Y DESACIERTOS. Vivir con mi hijo Franco de 23 años es lo mejor que he experimentado. Y lo no tan bueno, casarme tan joven: me casé a los 20 años. Aunque, pensándolo bien, si no me hubiera casado entonces no habría tenido a mi hijo… Pero es que la convivencia es siempre complicada y, lo peor, no existe una fórmula mágica para hacer que no sea así. LIBROS DE CABECERA. Leo muchos cuentos. Mis preferidos son los de Mario Benedetti, Julio Cortázar y Jorge Luis Borges. Recomiendo a la gente leer y de todo, pero eso sí, si pueden, eviten a Paulo Coelho y similares. Este brasileño me parece un escritor falso, rosa y muy naif. GRAN LOGRO. Acabo de dejar de fumar. Hace un tiempo me compré una caja de cigarros en el aeropuerto, de esas de tres cartones, o sea, 30 cajetillas, o sea, 600 cigarros, y me dije “Cuando se termine esta caja dejo de fumar para siempre”. Hace dos semanas se acabó y ya no más. ¿Tragos? Uno de vez en cuando, entre amigos. Pero, para ser sinceros, en esta chamba no hay mucho tiempo para juergas. PERSONALIDAD. Bipolar, como le dicen ahora. Puedo estar arriba y abajo casi al mismo tiempo. Soy cariñoso y también renegón. Intenso pero también aburrido. Y conciliador pero al mismo tiempo histérico. Por eso mi filosofía de vida es joder y amar. FUTURO LEJANO. De acá a unos años me veo, principalmente viejo, y por lo tanto satisfecho. No veo otra forma de terminar mis días. Y creo que estaré en buenas condiciones físicas porque trato de salir a correr todos los días.

Comentarios