4 CLAVES para olvidarnos de los ex

Regresar
Setiembre, 06 del 2018

 



Todos, en algún momento de nuestras vidas, hemos sufrido el rompimiento de una relación amorosa. Sea que haya sido decidida o forzada, no nos han faltado ganas, en aquel momento, de tumbarnos en la cama a escuchar el “…yo no nací para amar, nadie nació para mí” de Juan Gabriel. Pero, afortunadamente, el tiempo es crucial para superar el desamor. Existen técnicas que pueden ayudarnos a salir airosos de una ruptura. Aquí te las contamos.

1. Deja salir toda la ira. Llora, grita, pelea, pero contra la almohada. No ocultes esas sensaciones negativas que estás sintiendo. Más bien, exteriorízalas o nunca se irán. Como explica en su canal virtual la coach especialista en rupturas, Meredith Miller: “Permítete sentir el dolor, identifícalo. Si es necesario escribe todos los sentimientos que te salen, déjalos salir. Negar el dolor impide que lo superemos”.

2. No te culpes. Si la relación se rompió es porque cada uno debía seguir su camino y no es justo que te castigues pensando en …“y si no le decía esto…”,  “y si hacía aquello”. Un estudio realizado en 2016 llamado Personality and Social Psychology Bulletin, sugiere que “tomar conciencia de la ruptura, viviéndola como un acto inevitable causado por dos individuos con cualidades, que sin embargo no están destinados a estar juntos, contribuye a superar el termino de la historia más fácilmente”.


3. No seas stalker.Un estudio realizado en 2012 en la revista Cyberpsychology evidenció como las personas que revisan los perfiles de Facebook de sus ex parejas, aunque sea para “ver solo que hacen” tienen mayor posibilidad de experimentar sensaciones negativas con referencia a sus recientes rompimientos.

4. Nuevos estímulos. La antropóloga y bióloga estadounidense Helen Fisher ha encontrado la similitud de sensaciones y experiencias en el cuerpo humano entre el amor y la cocaína. La teoría de  su extensa investigación se basa en la similitud de ambas experiencias en la producción de dopamina en el cuerpo. Es por ello que tanto enamorarse, como consumir cocaína, producen efectos como aceleración de las palpitaciones, alteraciones del sueño y apetito y sensación de motivación. Por ello, para reaccionar mejor ante una ruptura, es importante encontrar nuevos estímulos que produzcan dopamina en el cuerpo. Estos pueden ser el deporte, la música o el chocolate.

Comentarios